NOSOTROS

 

WAP Esports es una organización profesional de deportes electrónicos lanzada el 23 de junio de 2020. Con sede en Rosario (Santa Fe, Argentina) propone ser el equipo que impulse y explote los esports en la ciudad y, a su vez, en el interior del país en base a su propuesta federal.

La visión primaria de WAP como institución es la de competir, trabajar y alcanzar las máximas metas deportivas posibles, tanto en el plano nacional como también internacional.

Así mismo, cuenta con el convencimiento de que para obtener resultados deportivos favorables, primero hay que formar deportistas idóneos y de calidad, los cuales no pueden llegar a obtener ese estatus si no se forman o buscan formarse como buenas personas.

Con un área de Desarrollo y una infraestructura deportiva del más alto nivel, la organización le provee a sus deportistas todas las herramientas necesarias para alcanzar las metas planteadas desde lo deportivo y también desde lo humano. Entre los objetivos que se trabajan, está como uno primario el de forjar un sólido sentido de pertenencia para con el equipo y entre quienes lo integran.

La organización plantea una convergencia entre el dar posibilidades de crecimiento para todo su staff mientras como contraprestación fija la pretensión del respeto para con los demás, el arduo trabajo y el poner los valores y la palabra como bandera tanto a la hora de relacionarse con propios como también con ajenos.

NUESTRO CEO

 

Alberto Seib es un empresario de la ciudad de Rosario que consiguió llevar adelante la creación de WAP Esports haciendo converger sus dos grandes pasiones: los negocios y los videojuegos.

Esposo de Milena y padre de Valentín y Julián, Beto fundó su principal empresa, Tecnoalim, en 2010 y con el tiempo consiguió expandirse empresarialmente a nivel internacional con emprendimientos en Estados Unidos, con El Rosarino.

Su negocio primario hoy es un referente en el plano nacional y una fuente de consulta constante a escala internacional, habiendo exportado maquinaria de la industria alimenticia y generado vínculos en países como Brasil, Chile, Perú, México, España, Australia, Nigeria, Estados Unidos, Canadá y Arabia Saudita, por solo nombrar algunos. En tanto, con sede en Miami, El Rosarino propone expandirse día a día en tierras norteamericanas con la comercialización de empanadas propias de nuestra tierra y fabricadas con maquinaria producida en nuestra ciudad.

Beto considera que sus años de experiencia y la pasión como bandera serán las claves para poder defender y alentar la federalización de los deportes electrónicos en el país y luego exportarlos a nivel internacional.

NOS APOYAN